13 de mayo de 2010

¿Le importaría parar el mundo...?

[Sonando: Saurom]
[Libro: Pullman - La Daga ]
[Anime: Bleach #270]
[Serie: How I Met Your Mother 2x11]
[Juego: Plants VS Zombies]


La mejor foto del concierto y he tenido que arreglarla porque mi cámara tiene la mala costumbre de hacer aparecer manchas grises en la cara de la gente.
¡Pero miradlo! ¡Es Narci! Flauta en mano y gaita y guitarra colgando. Es el puto amo.

La verdad es que no me apetece hablar a fondo sobre el concierto. Estuvo guay por un lado y mal por otro.
Tocaron algunas de mis favoritas, incluída La Musa y el Espíritu, aunque fue por poco, porque los de la sala directamente nos echaron antes de tiempo. Y al mismo tiempo, fueron demasiadas del último disco. Sí, demasidas. Una ya me habría parecido suficiente.
Hay algo que me pone los pelos de punta cuando empieza a sonar Dioses Eternos, Sandra o El Arquero del Rey y que no tiene ninguna de las nuevas.
No sé si fuimos muchos menos de lo normal por otra serie de causas, pero no podemos ser nosotras las únicas a las que su nuevo trabajo no nos dice... nada de nada.
Y allí había muchísima menos gente que en el Leyendas del Rock de este verano, siendo a las tantas de la noche, después de todo un día de festival. O el concierto de hace un par de años, recien salido Juglarmetal.

Se supone que es bueno, eso de que la gente evolucione y avance. Pero aunque sus canciones nuevas sean mucho más espectaculares, a mí no me llegan, ni al alma ni a niguna parte. Han perdido toda su magia, su encanto de ser juglares con guitarras eléctricas. Y me parece muy bien si ellos se sienten más agusto y realizados, pero ahora me suenan como un grupo heavy más. Igual debería darle más oportunidades.

Y me he dado cuenta de que esto me pasa con todo. En algún momento me he acomodado a que las cosas que me rodean e importan sean de una manera concreta. Y no me gusta que cambien, porque entonces ya no son MIS cosas, y no me gusta la sensación que me produce encontrarme con extraños.
Esto es de las cosas más nimias, como el hecho de que si por mi fuese, Nintendo nunca habría pasado de la GameCube, a encontrarme con los cambios que sufren las personas.
Intento asumir que a mí me pasa lo mismo pero como me soporto todos los días, no me doy cuenta, aunque tampoco me convence la idea. Dar por hecho que conforme "crezca" y descubra cosas nuevas mis ideas irán cambiando, es asumir que mis gustos o decisiones se basan en algún tipo de ignorancia. QUiero creer que las cosas realmente importantes no tienen porqué cambiar.

3 comentarios:

Lyra Stark dijo...

No sé, Pic... creo que en la vida de todos nos llegan esos terribles (unas veces más, otras menos) momentos en que no nos cabe más remedio que asumir que la vida sigue adelante, con su manía de cambiar y evolucionar ;) y que el malgastar energías internas y externas en madecirla y oponerse a semejante inercia natural, no es más que hacerse daño uno mismo y es preferible fluir con ella...

Quizás seamos barquichuelos a merced de los vientos, pero al menos, siempre podemos dirigir nosotros las velas hacia donde queremos ir, nop?

Pícara dijo...

Pues a mi hay cosas que no me da la gana aceptar, qué le voy a hacer -.-

Rikku dijo...

Pero son cosas que hay que aceptar tarde o temprano, nos guste o no.
El ser humano es algo cambiante, evoluciona incluso sin darse cuenta de que lo hace y, cuando lo percibe, ya es demasiado tarde. Solo queda aceptarlo y procurar que esa evolucion sea más para bien que para mal y que, aunque sea un poco, te acerque más a tu objetivo final.

Sobre lo de Saurom... bueno, tú ya sabes mi opinión, qué te voy a decir XD
Espero que para la próxima gira se les ocurra meter "Fiesta" dentro del Set List ¬¬