25 de mayo de 2008




[Sonando: Medina Azahara]
[Libro: Martin - Tormenta de Espadas II]
[Serie: Código Lyoko #60 ]
[Juego: The World Ends With You (¡Terminado!)]



¿Parece deprimente?
Sí, las vistas desde mi balcón no suelen ser para alegrarle el espíritu a nadie. Quizá hace unos años, cuando todo era un solar con matojos y pulgas era mucho más agradable. Y tranquilo, infinitamente más tranquilo, aunque daba algo de miedo cruzar el solar por las noches, sin farolas ni nada. Sobretodo después de varias decepciones en las que ninguna nave extraterrestre azul vino a estrellarse delante de mí.
Ahora todo son edificios, coches y la maldita iglesia, cuyo cura está destinado a convertirse en badajo de su propia campana como siga fastidiándonos las mañanas de los fines de semana en la cama.
Pero hoy es uno de esos pocos días en los que levanto el toldo de mi antro, la salita donde tengo la mayoría de mis cosas y mi ordenador, abro la puerta del balcón y recojo la cortina.
¿Por qué?
Porque adoro los días nublados, grises y frescos e incluso fríos. Son los días en los que más ganas tengo de cosas, pero me tengo que quedar aquí sentada, estudiando como han evolucionado las plantas hasta nuestros días.
Ver el cielo gris me arranca la sonrisa y el suspiro, me hace sentir agusto y contenta con el mundo. Prefiero mil veces el sonido del canto de los pájaros a los insoportables insectos que parecen gritar "desierto, desierto, calor calor".
Odio el calor y el sol, que me marean, me molestan en los ojos, me dan calor, me ponen de mal humor... no hay nada que odie más de vivir aquí que el clima. Por eso me gusta doblemente subir al norte a ver a Jorge, porque me encanta su cielo gris y su lluvia contínua, esconderme tras mi bufanda de colores y mi enorme abrigo de lana blanca al más puro estilo Stark.

Ojalá tuviésemos más días así, en pleno mayo, más días en los que no tenga que estar encerrada estudiando.

Esta canción es una de mis favoritas de los Moffatts, una de las que me habría gustado llegar a escuchar en directo antes de morir, daría cualquier cosa por escuchar la voz de Scott cantándola, en carne y hueso.
Creo que expresa bastante bien como me siento a menudo. Sabéis que a pesar de gustarme La Fuga y mi mala leche soy por definición una persona alegre. Pero también sabéis que el principal motivo de mi felicidad está a 900 kilómetros, y a veces esto me angustia tanto que no me veo capaz de soportarlo.

La página donde cuelgo las canciones se pasa horas diciéndome que la está cargando y no reacciona, cuando lo consiga, edito y la pongo. Hasta entonces, recurriré a Youtube. Por un lado está el videoclip
y por otro un AMV muy gonito con imágenes de Buffy, de su trágico romance con Ángel... no son precisamente mi pareja favorita de la serie, donde estuviesen Oz Y Willow que se quiten los demás (y Tara que muera cruel y ridículamente, jou jou jou), pero es bonito y tal.

The Moffatts - Misery

I cry myself to sleep,
again tonight.
Cause I cannot Hold you tight...
I wish I could see you again, tomorrow
to take all this sorrow, sorrow
I'm hollow...

When I touch you
Can you feel it?
When I need you,
Can you give it?
When I look in your eyes,
Can you see me?
When I fall, fall
Will you catch me?
Catch me, catch me?

Misery,
Is what I feel,
when you are not around
so I can't heal,
Misery, is what I feel
is what I feel..

These tears on my face,
are for you
I wish that I could hold you
touch you,
feel you.
My heart is bleeding
Can't you see?
I wish taht you could hold me,
touch me,
feel me.

When I touch you...

No hay comentarios: