28 de septiembre de 2006



[Sonando: Mägo De Oz - La Venganza de Gaia ]
[Libro: Terry Pratchett - Tiempos Interesantes]
[Anime: FMA (en castellano)]






Mi tío Matt el Viajero personal vuelve a las andadas. Esta vez se ha ido por tierras andaluzas y nos manda recuerdos.
Sólo conozco Granada, y ya he ido tres veces: con mis padres, con el colegio a esquiar y el famoso viaje de segundo de biología, en la asignatura de geología, a ver piedras y salir de fiesta y al estreno de X-Men 3 con Kalaman. Él dice que disfrutó la peli mucho más con mis comentarios y llevadas de manos a la cabeza que nunca. Yo no le creo.



No sé qué pasó con las imágenes del post anterior que iespana se niega a mostrarlas. Volveré a poner la primera, de Hitsugaya, para los que no hayan visto Bleach entiendan un poco de qué hablo cuando menciono partes del disfraz.
Pero ya volveré a colgar esas u otras similares conforme cuente cosas sobre los avances de los disfraces. No he podido avanzar mucho porque con esto de empezar el curso e intentar pasarme de nuevo el Tales Of Symphonia consiguiendo las miles de cosas que me dejé la otra vez, entre otras cosas, me quitan todo el tiempo.
Añadamos el trabajo que puede llevar un traje de shinigami a que estoy aprendiendo a coser, no a mano ni a máquina, si no a saber como unir piezas o como se remata algo correctamente. Por eso me está costando más de la cuenta, pero espero que el resultado valga la pena.
He empezado por la capa(creo que tiene un nombre más correcto) de capitán, y me queda hilvanar muy poco para pasar a máquina, hacer el dobladillo y pintar las marcas de la espalda.
Encontré una peluca blanca. No es lo que más me hubiera gustado para un disfraz de Hitsugaya, pero menos da una piedra. Es de peluche y cortita. Es bonita y suave... espero que quede bien.

Traje de Shinigami (ambas partes, y cinturón)
-Capa de Capitán (capa blanca, pintura de tela negra)
-Sandalias
-Zampakutou (bies lila para la empuñadura), cadena y hoja del extemo(esta parte aún me estoy pensando si la hago)
-Vaina y cinta para colgar la Zampakutou (Cinta, Vaina y Broche)
-Modelar el broche (haciendo pruebas)
-Peluca blanca corta y wigcap.
Lo que está siendo otro quebradero de cabeza es la wigcap. Por ahora en las tiendas donde he preguntado no saben de qué les hablo y cuando lo explico todas me sugieren una media. No sé yo si eso sirve para esconder pelo largo bajo una peluca corta.

Oficialmente empezado el curso, hecha la matrícula y mañana me toca hacer colas y demás para entregar el papeleo y solicitudes de becas, aún no sé si o después de clase.
¿Cómo veo el curso?
Realmente no mucho mejor que los dos anteriores. Pero ya sabeis lo cabezona que soy.
También estoy muy harta de ver como la gente supera los cursos y yo me quedo en el mismo sitio. El otro día, en mi caza de telas y otras hierbas para el cosplay me crucé con un compañero del instituto, al que mis profesores pronosticaban un futuro lleno de fracasos por su dificultad para entender las cosas más sencillas. Bien pues ahora comienza su tercer curso de carrera, tiene piso propio y un puesto decentillo de curro. Y no recuerdo si mencionó algo del coche.
Y aquí sigo yo, la que en el instituto estaba tan segura de su cerebro y su futuro, la de las buenas notas, fracasando una y otra vez.
Es como una tremenda patada a mi amor propio, pero sin el como.
Y tengo que acabar con eso de una maldita vez.

20 de septiembre de 2006


& ¡Cosplayer Mode ON!
[Sonando: Warcry: La Quinta Esencia]
[Libro: Terry Pratchett - Tiempos Interesantes ]
[Anime: Gankutsuou]



Se acerca el Salón del Manga. Sí, se acerca. Para los cosplayers el Salón empieza a acercarse como el final de agosto.
Este año yo repito disfraz Hinamori, de Bleach. Pero voy a volver a hacerme la parte de arriba, porque nos quedó muy mal y estaba asqueada. Y he arreglado mis sandalias de Shinigami por enésima vez.
También voy a hacer un traje de shinigami completo, para tener a mi Hitsugaya de carne y hueso.

Así que esta semana ha empezado nuestra aventura cosplayer, que consiste en dejarse los pies recorriendo la ciudad para buscar telas y materiales, para un disfraz que consiste en

-Traje de Shinigami (ambas partes, y cinturón)
-Capa de Capitán (capa blanca, pintura de tela negra)
-Sandalias
-Zampakutou (bies lila para la empuñadura), cadena y hoja del extemo(esta parte aún me estoy pensando si la hago)
-Vaina y cinta para colgar la Zampakutou (Cinta, Vaina y Broche)
-Peluca blanca corta y wigcap.

Si no mañana, pasado tendré la tela para los trajes y la capa. Y ya he hecho el cinturón.
Tengo que sacar las plantillas de los adornos de la capa para pintarselos a la capa.

Para Hyourinmaru, la zampakutou, tenemos la espléndida armería que es la cueva de Darvell. Mil gracias a él y a Lictor de nuevo este año y a ver si subo a trabajar también.

La peluca es todo un quebradero de cabeza, pensé que sería fácil pero apenas se venden pelucas cortas blancas. Y las largas que podría cortar, son las que en cuanto las peine hacia arriba, dejarán ver mil calvas.
Así que parece que al final voy a quedarme con una que he encontrado, hecha de peluche, con el pelo más corto y en menos cantidad de lo que me gustaría para ser Hitsugaya, pero menos da una piedra y quedar quedará bien.
Gracias mil a Ayne por preocuparse y ayudarme con esto.

He decidido hacer el broche que lleva en medio de la cinta de la vaina, modelándolo, así que compré una especie de masa, ya que la arcilla no es práctica si no tienes horno, que se seca bien teóricamente sólo con tiempo.
Y para probar como se trabaja con ella y el resultado (tiene una textura muy extraña, esponjosa), he estado manoseándola esta tarde hasta hacer esto:

Cuando se seque lo pintaré y comprobaré como coge la pintura.

La gran novedad es que este disfraz voy a coserlo yo solita, para lo que mi madre me ha enseñado a usar la máquina de coser. Hice la prueba con el cinturón y menos mal que ahí no se van a notar las curvas y desvíos.
También me estrené provocándole un atasco a nuestra querida máquina geriátrica... espero que no se vuelva a romper antes de terminar el traje, como el año pasado.


Estoy muy ilusionada con estos disfraces. Supongo que porque es de una pareja que me gusta mucho(eso es obvio, solo hay que mirar un poco hacia arriba) y porque es un cosplay con MI pareja. ¡Qué ganas de que llegue el salón!

Y a la espera de una nota que casi seguro es un aprobado(podría haber sido un notable pero ese exámen de prácticas no lo aprueba nadie), resulta que más que de inútil peco de estilolibre y como no hago los problemas de exactamente la misma forma que el profesor, porque llenar líneas de simbolitos que no entiendo no me convence en absoluto, la puntuación de mi exámen que podría haber tenido una nota más que decente, fue descendiendo hasta el 3'9 de mi suspenso.
En fin, otra para repetir.

16 de septiembre de 2006




[Sonando: . . . ]
[Libro: Terry Pratchett - Tiempos Interesantes]
[Cómic: Dinastía de M #4 (>_<)] [Película: MirrorMask *_*]


Y vuelve a sobrevolarme la cantinela del fracaso, cuando realmente no la esperaba, cuando necesitaba lo contrario para sentirme bien, para no desmoronarme, para poder agarrar el curso que viene, el peor de la carrera en palabras de todos, con algún tipo de ánimo no negativo.
Pero aún no comprendo lo idiota que soy, por esperar algo diferente, porque lo mío no tiene arreglo, por mucho que haga, siempre voy a suspender.
Y no sé qué me duele más, si el sentirme tan inútil que hasta duele, el verme dos años en una carrera y con 5 asignaturas aprobadas, o el ligero reproche pero nada más en mi casa. ¿Es mucho pedir un abrazo?
¿Es mucho pedir que todo no sea más importante que decirme al menos, que no pasa nada?
¿Por qué tienen que ser tan asquerosamente racionales? ¿Tanto cuesta perder un poco de tiempo en darme un abrazo de verdad antes de desayunar?
Si tuviese un perro o un gato, me haría más caso que ellos, me consolaría infinitamente más.
Quizá por eso no me han permitido tenerlo, quizá la alergia a los gatos y las mil excusas son parte de su plan para hacerme sentir tan mal.
Yo creo que si Shiro no sintiese tal necesidad de devorarme los dedos y se diese cuenta de lo que ocurre en la casa entre sueñecito y sueñecito, tendría más ganas de consolarme que ellos.
Cuando estoy triste, los peluches y cojines reciben más cariños que yo, porque al menos ellos no me echan nada en cara, se limitan a soportar lágrimas, mocos y achuchones asfixiantes, porque eso me hace sentir ligeramente mejor.

¿Vosotros no recibís un abrazo y atención cuando estais tristes?
¿O no me lo merezco por haberle dado una patada al cubo de la basura, sin ningún consuelo porque nisiquiera lo he volcado o no haber dado correctamente los buenos días?

Yo me había levantado feliz, porque me acosté feliz después de pasar la tarde y cenado en un japonés con Raven e Izariel, horas en la tienda de cómics parloteando y riendo, haciendo malabares con una botella de medio litro de cocacola.
Ahora tengo que ir a una comida con la familia, a celebrar las Bodas de Oro de mis abuelos, y cuando pregunten tendré que decir que he suspendido otra y soportar los añadidos reprochantes de mis padres sobre mi tiempo de estudio.
Y soportar la vergüenza, y a mis primos insoportables, enfundada en ropa que aunque me gusta me resulta incómoda, hinchada y con malestar por la inutilidad y la feminidad a la par... ¿No puede declararme alguien persona catastrófica y aislarme de todos y dejarme en paz?

Todo lo que haga ahora será reprochable. Si me muestro feliz será porque me da igual el suspenso, si estoy triste, que la tristeza no arregla nada, si estoy ofendida porque quiero el abrazo que me corresponde, que sólo les ladro, que me baje los humos y que enfadada no arreglo nada. ¿Y qué cojones puedo hacer?
Además tengo que cuidarme mucho de no decir nada de esto en voz alta, porque su furia sería terrible, porque recordad que yo jamás tengo razón en nada.

Yo planeaba venir hablando de MirrorMask, película de Neil Gaiman (con el que por cierto he soñado) y Dave McKean. Pero ni siquiera tengo ganas de explicar quienes son a los que no lo sabeis. También llevo un tiempo con un par de posts en la cabeza sobre lo mal que va el mundo últimamente, pero disculpad si prefiero hablar de lo mal que va mi propio mundo.

¿Y por qué nadie ha venido a darme un abrazo?