27 de diciembre de 2005

[ Estoy...]

[Sonando: Darna - Para la Eternidad]
[Libro:HP y la Órden del Fénix (otra vez)]
[Cómic: The Sandman: Las Benévolas]
[Anime: Bleach #62]



Parece mentira que con lo que me gusta a mi la Navidad, llegue tan tarde mi post navideño. Pero tengo una buena excusa ¡De verdad!
He estado muy ocupada estudiando(esto lo que menos), comprando regalos, limpiando, y sobretodo: celebrando la navidad y mi cumpleaños.

Ya hace por lo menos semana y media que monté el árbol y el belén en el salón de mi casa. Desde hace varios años que esto es tarea exclusiva mía y suelo tardar varias horas, sobretodo desde el año pasado, que tenemos un árbol de 180 centímetros de alto y no me he atrevido a medir el ancho, basta decir que es necesario mover muebles para poder ponerlo.
Cuando nos dimos cuenta del monstruo que habíamos metido en casa y mientras yo me preparaba para empujar nuestro descomunal aparador, mi madre insistía en devolverlo. Pero yo me había enamorado de ese montón de plástico verde. Además, mi padre, tan hábil como siempre, se había cargado el pie al sacarlo, así que nos lo tendríamos que haber quedado de todas formas. Y ahora a veces me pregunto si el pobre árbol padece una seria deformación de columna.
Como decía, desde hace varios años, es mi trabajo colocar los adornos navideños del comedor. Y lo disfruto como una enana. Tenemos montones de bolitas de colores y unos adornos alargados rojos muy extraños que me encantan. También hay muchos hechos por mis padres hace años, de madera y celofan rojo, una especie de arcilla de colores o de bolitas de colores, por mi madre.
Me encanta decorar el árbol: poner las bombillas, los tropecientos adornos, los cordones plateados y dorados y los pelillos dorados. Y puedo pasarme horas hipnotizada por los ritmos que se alternan en las bombillas; mi madre ya ha tenido que darme un par de collejas.

Creo que está bastante claro que adoro la Navidad. Estoy muy harta de esa actitud "moderna" de odiar la Navidad por sistema. Lo que hace unos años me chocó, siendo yo tan feliz al llegar diciembre, ahora me aburre y exaspera.
He oído de todo, pero pondré algún ejemplo:
"La Navidad me deprime", hay que ser muy idiota para achacar un arranque depresivo cualquiera a unas fechas. ¡Mierda! Es lunes y yo sin deprimirme.
"La Navidad es consumismo, y es un invento de los centros comerciales" Sí, claro, por supuesto ¿Cómo no me he dado cuenta? ¡Y el gobierno esconde microcámaras en los lazos para saber nuestra opinión sobre el cultivo de la ensaladilla!. Me parece una excusa muy pobre para no darte la gana hacerle un regalo a alguien. Yo disfruto comprando regalos a la gente que quiero(odio eso de "por compromiso") y por supuesto recibiéndolos, no voy a dármelas ahora de lo que no soy, y no veo ninguna "conspiración capitalista" en eso.

De pronto, hay que odiar la Navidad por ser joven. Y es "muy guay" despreciarla.
Supongo que ya se ha notado que las religiones, más bien me resbalan. Y sí, me gusta celebrar la Navidad. No lo veo tan incoherente.
Me gusta el ambiente festivo, las lucecitas, las postales(que ya envié), el hacer regalos a los que quiero y recibirlos y el que me den vacaciones, por muy ridículas que sean y los exámenes estén a al vuelta de la esquina, en la Universidad.
No me gustan las aglomeraciones de gente en todas partes, que caminan lentamente y se las apañan para crear murallas en las aceras, los falsos mensajes de buenos propósitos, o que en la televisión se las den de solidarios. Pero creo que ganan las cosas positivas.

Supongo que también adoro el mes de Diciembre porque es mi cumpleaños. No penseis que por estar proximas las fechas, mis regalos disminuyen, lo cierto es que no podría quejarme.
Celebré mi cumpleaños con mis amigos y aunque fallaron algunos, fue un día genial, mil gracias a todos.
Si sois observadores, habreis visto que la WIshlist ha sufrido varios cambios este mes.


Un peluche de Urahara, con el que estoy practicando vudú para fastidiar a Elfangor, un muñeco cabezón y adorable de Sanji, dos tomos de Hellsing, el colgante de la Patrulla X que tenía fichado desde hace bastante, y una camiseta llena de ovejas, que todo buen nubeño tendría que tener.
¡Muchísimas gracias a todos!
Haré mención especial al regalo de Lictor, que me dejó totalmente en el sitio. Estás hecho un artista, nunca podré agradecértelo lo suficiente. Gracias.

Si os fijais, los pobres lobos perdieron las colas durante el viaje, pero no os preocupeis... ¡volved a sentaros! Ya los pasé por quirófano y los arreglé, están perfectos.
Y después vinieron los regalos de mis padres. La noche del 23 me di cuenta de lo mucho que se parece mi madre a la suya, mi abuela. Ella no podía aguantarse ningún año de reyes a darnos los regalos por la mañana, así que siempre volvíamos con impaciencia a su casa después del aterrizaje de los Reyes Magos(no sé en otras ciudades, aquí llegaban en helicóptero), porque sabíamos que, como vivían en un 2º, los Reyes ya habían llegado y dejad nuestros regalos.
Un año, mi abuela no pudo resistirse y en lugar de regalos nuevos, quiso hacernos sufrir y colocó nuestros propios juguetes en la terraza. Cómo se rieron todos.
Así que mi madre me dio el X-Men Legends II, del que ya me he pasado un acto, envuelto, como primer regalo estrella por mi 19 cumpleaños, la noche anterior.
Pero finalmente, tuve mis regalos:

"Las Benévolas" de Gaiman, "Alas de Fuego" y "Las Hijas de Tara" de Laura Gallego García, el nuevo recopilatorio de Platero y Tú "Hay Mucho Rock & Roll II" y el último CD de Sonata Arctica "Reckoning Night".
¡Ah! Se me ha olvidado ponerlos en la foto. Llevaba ya varios años buscando muñequitos de la peli mi película Disney favorita: Robin Hood. Ahora tengo a Robin, Little John y el fraile Tuck en mi habitación.
Por parte del resto de mi familia y amigos: los cuatro primeros libros de "Las Crónicas de Narnia", una chaqueta y unos vaqueros nuevos. No sabeis lo que cuesta encontrar unos vaqueros de verdad, normales y corrientes.

Odio las estúpidas modas que dicen que ahora hay que llevar mariconaditas bordadas, rotos y descoloridos artificiales. No lo soporto, es ridículo. Hace un par de años esas chicas que los llevan tan orgullosas, habrían mirado con desprecio el enorme boquete que tengo en la rodilla de los pantalones que usaba para patinar(tranquilos, mi rodilla no sufrió nada con aquel trompazo... yo sé que en realidad os habiais preocupado), o habrían tirado unos pantalones sobre los que ha caído lejía, o estarían escandalizadas por ese manchurrón negro en mitad del muslo, ahora suspiran por ellos en los escaparates. Que alguien me lo explique.

Y por no faltar a mi costumbre, tenía pensadas otras cosas que quería cntar, y ahora tendrán que esperar, porque tocaba hablar de la Navidad. Espero que no se me olviden, como siempre.

Ya sabeis, a disfrutar de la Navidad, que aunque no os lo creais, es bonita y alegre. A pasarlo bien, dejar de amargarse por idioteces y celebrar que estamos vivos.
¡Feliz Navidad a todos!

14 de diciembre de 2005

[ Estoy...]

[Sonando: Marea - Barniz]
[Libro: Leyendas de la DL II - La Guerra de los Enanos]
[Cómic: New X-Men:Academy X #4 ]
[Manga: Death Note #5]
[Anime: Bleach #61(voy a matar a alguien)]


El sábado pasado por la mañana conocí por fin en persona, tras, posiblemente 5 años, a un gran amigo. Siendo el que más cerca vive de todos los que nos reuníamos en el Frikis Sin Fronteras hace lo que ahora me parece una eternidad, siempre se ha negado, o ha encontrado muy buenas excusas para no dejarse ver en carne y hueso. Yo sé que realmente me tiene pánico y ese día tuvo horribles pesadillas.
Stein, me hizo mucha ilusión vertepor fin, aunque no llegara a un minuto.


En realidad yo había ido a la estación de tren para ir a Murcia, a una KDD de cosplayers organizada desde el Taller, donde conocí por fin a Ayne, Nokoru y Miss Tracy. También volví a ver a Yunny, siempre tan linda ella.
A la KDD asistió bastante más gente, pero como nadie presentó a nadie, pues pasamos bastante unos de otros, pero lo cierto es que yo iba a estar con ellas y hacer fotos, aunque no han salido muy bien las mías(o salgo fatal). ¡Odio a mi cámara!
A pesar del surrealismo, los locos que pasaban por el parque y perder el tren de vuelta por un maldito minuto, yo me lo pasé de maravilla gente. Mil gracias por soportarme y cuidarme, sobretodo esas dos horas que tuve que esperar por haber perdido el tren.


Se acercan los exámenes y además de no prestar apenas atención en clase, no he tocado los libros. ¿He mencionado que estoy bajo amenaza y tengo que aprobar todas o me sacan de la Universidad?
Quizá me lo dijeron así por... llamémonos "enfado del momento", pero mi padre no suele decir estas cosas precisamente en broma.
No consigo acostumbrarme. En el instituto era capaz de pasarme tardes y tardes enteras preparando un examen, sentada tranquilanmente escribiendo y sin sentirme incómoda. Ahora es como si me propusiese realizar una actividad extraterrestre cada vez que intento sacar los apuntes o ponerme a hacer problemas.
Pero no voy a empezar ya a lamentar y maldecirme, aún estoy a tiempo y estoy harta de esta situación de ser estudiante sin serlo, de la desconfianza de su tono cuando me hablan sobre la carrera, de las amenazas encubiertas o no, de la sensación de pérdida de tiempo. Realmente esto es lo que quiero hacer, estoy segura.
Sólo me gustaría saber cómo recuperar los hábitos de estudio que tenía, mi fuerza de voluntad(más bien la rama que servía para esto, el resto sigue intacto) y la alegría de aprender... sí, yo gastaba de eso y quiero volver a hacerlo.

Hay días que no consigo comprender qué me pasa. El lunes, tras una nueva bronca y un cambio de los planes navideños bastante radical, fui a clase con, según me dijeron, un aspecto bastante poco saludable. Debería haber estado feliz, por mil cosas, y era incapaz de sonreir siquiera. Hubo un tiempo en el que mi lema era "No sonreir si no hay un auténtico motivo", no sé de dónde lo saqué, creía que se había ido muy lejos, pero volvió a atormentarme, a quitarme las ganas de reir porque el cielo sea azul y con nubes, las ovejas blancas y sus ojos verdes.
Ahora espero que haya vuelto a perderse en algún infierno especialmente maloliente, a mi me gusta sonreir.
Me gusta negar eso de que soy "una insociable". Vale que no haya cruzado más de dos palabras necesarias con mis nuevos compañeros de clase, pero ya me han dado suficientes patadas como para ni apetecerme acercarme a la gente sin un buen motivo o argumento. También es cierto que juzgo enseguida a la gente, pero tampoco suelo equivocarme en eso. Y sobretodo, porque ya tengo amistades en la universidad además de las anteriores, y no me gusta coleccionar "coleguitas" sin más.

Tanta nube y ovejas me ha recordado algo. No pude asistir a la KDD por el cumpleaños de Darvell porque la cambiaron de fecha y me pilló en el Expocómic. Pero Kala-kun me trajo un regalo... ¿O es de Ari? ¡No me lo habeis aclarado!
Como buena nubeña, ya tengo un colgante de una oveja, seguro que así Kami-sama Ove escucha mis plegarias. Esas en las que suplico porque le corten las manos y la lengua a Ellis, traigan a Davis y Gaiman a algún salón, poder conocer al resto de la Nube, conseguir los peluches de Eiji e Hitsugaya, ett etc...

6 de diciembre de 2005

[ Estoy...]

[Sonando: Mägo de Oz - Hasta que el cuerpo aguante]
[Libro: Añoranzas y Pesares I : El trono de huesos de Dragón I ]
[Cómic: X-Men - Dios ama, el hombre mata (¡Firmado por Claremont!) ]
[Anime: Mai Otome Hime #3]



Volver a ir al Expocómic de Madrid, ocupar vilmente la casa de Riva, ver a la gente de allí(Moriarty, Hamy, Michael, Silices, Kingdok...) y de un poco más lejos como Rocy o Adarae, repetir mi cosplay de Tasslehof Burfoot(que tuvo bastante éxito por cierto)...¡Tener delante a Chris Claremont y Mark Buckingham!
Todo eso compensa el haber ido apenas sin dinero, viendo la cantidad de cosas que quería llevarme, como algunas camisetas y mis números desaparecidos de Los Libros De La Magia. Aunque sí me llevé un manual de Werewolf, que al estar en inglés estaba imposiblemente barato, y es mucho más bonito que la edición española, sin contar que así no hay errores de traducción(salvo los míos claro).

Ahora me duele todo el cuerpo, en especial los pies, la espalda y los brazos, pero no importa, ha valido la pena.
Bueno, quizá no valió la pena esperar tanto tiempo de pie a que Steve Rude se pasase casi toda la firma hablando por teléfono o haciendo cualquier cosa excepto firmar comics. Al menos pude pillarlo después en un stand en el que estaba haciendo dibujos por encargo y conseguí tener firmado el Hijos del Átomo.

La organización, sobretodo de las sesiones de firmas, dejó mucho que desear, pero nadie podía impedir que yo consiguiese que Buckingham me firmase el Rebelión en la Granja, de Fábulas, aunque me habría gustado poder pedirle algún dibujo, un Lobo Feroz quizá(¿Cuántas Muertes le debieron pedir?). Pero tengo que plastificar la firma o acabará desapareciendo, eso de rotulador plateado sobre portada no es para toda la vida precisamente.
Otra cosa que sí me gustó mucho fue la idea de las "clases magistrales", que no había visto en ningún otro Salón. Y ver a Buckingham dibujando un lobo, aunque no pudiese llevármelo luego, no tiene precio.


Y por la tarde, le tuve delante. ¿Cómo explicar lo mucho que le debo a Chris Claremont? A él, Cockrum y Byrne les debemos que la Patrulla X volviese a aparecer, con personajes como mis queridos Rondador y Coloso o la adorable Kitty Pryde. A Claremont y Davis les debo Excalibur. Estaba tan nerviosa, que no caí ni en darle la mano, ni podía decirle, al apurado y agradable hombre de ojos tan bonitos, que podía hablarme en inglés, porque se esforzaba en preguntarme en castellano mi nombre y de qué iba disfrazada.
Me habría gustado poder darle las gracias por todo lo que ha creado(me da igual las pestes que se echen de él ahora), pero sólo pude sonreir, como una idiota, mientras firmaba mis cómics.


Lástima que el encuentro/charla/como querais llamarlo, con él en el scenario fuese el jueves, me habría gustado estar allí. ¡Quiero que Claremont sea mi abuelo!


En fin, un gran fin de semana, gracias a todos, en especial a Riva por acogerme y soportarme.

Por ahora no tengo fotos, ya que, como es costumbre, no me hice fotos con mi cámara, pero el disfraz tuvo bastante éxito(vale, al principio la vara tenía más éxito que yo), y mi moral estuvo por las nubes. Sobretodo mientras hacía la cola para la firma de Claremont, se me acercó mucha gente pidiendome fotos. ¿He mencionado alguna vez que adoro el cosplay?
Pues este sábado voy a una mini KDD de cosplayers en Murcia, con las chicas del taller, espero poder arreglar las sandalias de shinigami para volver a ponerme el disfraz de Hinamori.

Y para terminar con este cutre-post(no estoy muy inspirada y no quería ir dejando el tema de la Expocomic, además me sobraba con decir que adoro a Claremont), esta encuesta robada descaradamente a Ayne. Espero que no te importe...

10 años atrás yo...
Tenía 9 años, así que acababa de mudarme de casa, mi abuela murió poco después. Y yo seguí siendo una niña feliz e inocente que adoraba a sus amiguitas del cole, los dibujos animados y los libros de Enid Blyton y Carlos Puerto.
Tampoco he cambiado mucho la verdad, pero lamento no haber podido conocer bien a mi abuela o apenas recordarla.


5 años atrás yo:

¿Con 14 años? Pues acababa de descubrir a los X-Men, el mundo del cómic, el rock, los uegos de rol y todo el mundillo friki. Conocí a alguien, que aunque me hizo después mucho daño, lo cierto es que conocerla cambió mi vida para bien.
También comencé a usar internet y conocer gente de fuera de Alicante. Entré en el instituto(y un año antes al nuevo colegio, donde conocí a la que hoy es mi mejor amiga)y se confirmó que era más rara de lo que creía.

1 año atrás yo:
Estaba destrozada, intentando salir de mi podrido rincón oscuro, recien descubierta la pasión por el cosplay y recien viciada al anime "gracias" a mis amigos.
Acababa de empezar la Universidad y creo que sigo igual de perdida, sólo que ahora estoy bajo amenaza de aprobado obligatorio.

Ayer yo:
Me desperté tarde en casa de Riva, así que me quedé sin mi tradicional visita al rastro. Vagueamos y vimos la tele, comimos y me metí en el coche de vuelta a Alicante. Tras una confusión de mi padre(qué raro) y las dudas existenciales sobre distancias entre Alicante y Alcoy según señalizaciones extrañas, llegamos por fin a casa mis padres, nuestros trastos, mi cuerpo dolorido y yo.

5 canciones de las que sé toda la letra:
¿Sólo 5? Diré mis favoritas...
*Fullmoon (Sonata Arctica)
*Truly Madly Deeply (Savage Garden)
*Misery (The Moffatts)
*Quien irá por ti soy yo (Beethoven R)
*Entre Dos Mares (Platero y Tú)

5 Lugares Ideales para irme:
*Vigo
*Irlanda
*Japón
*Londres
*Canadá

5 Mayores Alegrías de mi vida:
*Jorge
*Mis amigos
*Los cómics, libros y resto de vicios frikis.
*Llevarme bien con mis padres, salvo desagradables excepciones. Me encanta que mi casa sea una comedia.
*El creer firmemente que todo se va a arreglar.

5 Cosas que me gustan comer:
*Todo tipo de comida italiana, sobretodo los canelones.
*Comida china
*Hamburguesas grandes, bien hechas y con mucha cebolla.
*Regaliz rojo
*Chocolate negro

5 Cosas que nunca me verás usar:
*Maquillaje
*Ropa considerada "femenina", ajustada, cursi, "de moda" y que no deja nada a la imaginación, además de ser incomodísima. Viva los vaqueros, ropa ancha, camisetas frikis y cosas de mil colores.
*Lentillas. Mis ojos se negaron y las obligaban a saltar sin red, pobrecillas.
Y no se me ocurren más pero seguro que algo hay..