31 de agosto de 2005

[ Estoy...¡Grrr!]

[Sonando: Sonata Arctica ]
[Libro: Terry Pratchett - Hombres de Armas]
[Cómic: Marvel 1602]
[Anime: Beck #8]


Llega septiembre.
Creo que todos odiamos esta palabra y mes desde bien pequeños. Significa que se acabaron las vacaciones, hay que volver al cole, etc. Aunque en nuestros primeros años siempre nos hacía ilusión volver a jugar con nuestros compañeros.
También empiezan a aparecer las míticas colecciones de "Construya su propia bomba nuclear" o "Colección de cajitas de zapatos de los años 30".
Esas que al principio son tan baratas, pero que nadie termina porque luego el precio deja de ser tan "increíblemente bajo" y apenas se encuentran un mes después en los quioscos que por estas fechas prácticamente niegan las aceras a base de cartón.

Entonces todos recordamos el principio de verano, pensamos lo genial que ha sido, lo bien que lo hemos pasado en la playa, la montaña o donde hayamos ido este año, (tanto da si nos hemos quedado en casa, lo importante es que son vacaciones) con nuestros amigos? nuestra familia...
¿He dicho todos? ¿He dicho familia?
Sí claro... seré ilusa.

Todos los años y cada vez que comienzan unas vacaciones escolares (como Navidad o Semana Santa) me encuentro con los mismos reportajes en las Noticias:
Padres desesperados porque no saben qué hacer con sus hijos.
Vaya trauma ¿eh? Tú te molestas en tener el hijo, darle de comer, y vaya por dios ¡Te toca criarlo! ¡Qué mundo tan injusto! ¿Por qué no seguirán abiertos los colegios en estas fiestas?
¡No soporto tener a mis hijos en casa! ¡Molestan, ensucian y gritan!

Y ahora pregunto
¿Soy la única que no ve esto normal?
¿Para qué han tenido hijos estas señoras que tanto se quejan en televisión?
¿Para enseñar la foto a las amigas y sentar al niño en clase o frente al televisor, esperando a que otros lo eduquen?
Me parece lo más triste y absurdo del mundo.
Las parejas tienen hijos sin quererlos realmente. Sonará exagerado, pero desde mi humilde punto de vista, si no te molestas en criar a tu hijo y ni quieres verlo, desesperado porque te lo cuiden los maestros de escuela, es que no querías tener ese hijo.
Y me parece de lo más egoísta crear una vida y en realidad no tener ganas de estar con ella. No soportaría la idea de que mis padres no quisiesen estar conmigo.
Quizá mi familia es extraña, nací cuando mi madre era bastante joven, y ambos pasaban horas y horas conmigo, jugando o intentando que aprendiese a usar ese vater pequeñito de plástico rojo tan cuco cuando querían que dejase de usar pañales, leyendo cuentos(como aquellos llenos de dibujos que sustituían palabras).
No es sólo que no recuerde a mi madre quejándose por tenerme en casa, es que yo no me había dado cuenta de este fenómeno hasta que un año ella al verlo se cabreó.

Debo de haber captado mal el concepto de familia, cierto que los niños pueden ser insoportables, yo misma digo a menudo que algunos son monstruos. Pero de esto la culpa la suelen tener los padres, por lo que deberían aceptar las consecuencias.
Un niño puede ser lo más irritante del mundo? pero de ahí a no soportar tenerlo en casa, desesperarte porque llegan las vacaciones de Navidad y tu descendencia va a ensuciarte la linda vivienda, hay un paso muy grande y muy feo.

Llega septiembre.
Ahora las Noticias hablan de los síndromes post-vacacionales, el stress, y las disputas familiares, con el aumento de los divorcios en los meses posteriores al verano.
Claro, al tener que soportarse durante al menos un mes entero, puede destrozar una pareja. Todo el día juntos, compartiendo cada segundo, es normal que la gente se pelee y rompa sus matrimonios ¿No?

Insisto ¿Soy la única que no lo ve normal?
Si te has casado con una persona es porque quieres pasar el resto de tu vida a su lado, porque la quieres y una de las cosas que más te gustan en este mundo es estar con él/ella. ¿Por qué es tan traumática la temporada que pasáis más tiempo que nunca con ellos?
¿No debería ser la mejor época del año? (a pesar del calor) Sin tener que madrugar e ir a trabajar, haciendo lo que más apetezca a ambos, a las horas que pida el cuerpo, y en resumen pasar el tiempo juntos, que es lo que quieres hacer cuando te casas con alguien.

Aparecen en la pantalla experimentadísimos psicólogos especializados en el tema, diciendo lo normal que es el aumento de divorcios al tener que pasar tanto tiempo seguido juntos.
Lo siento pero a mí no me parece tan normal y no pienso aceptarlo.

Cada día estoy más segura de que, o el mundo funciona mal o yo tengo una idea muy extraña de la normalidad.
No suelo hablar nunca de estas cosas de actualidad o sociedad, es lo que hace casi todo el mundo y la mayoría lo hacen mejor que yo. Pero no podía dejar esto sin decir, es algo que me cabrea mucho y necesitaba decirlo
¿No se plantean esto esas personas? ¿Nadie se lo ha gritado a la cara?
La gente no sabe apreciar lo que tiene.

No hay comentarios: